2/5/17

Gramsci: "La indiferencia es el peso muerto de la historia"

En abril de 1924 fue elegido diputado y dos años más tarde, a pesar de la inmunidad parlamentaria, fue arrestado por el Gobierno de Mussolini y condenado a 20 años de prisión.

"El viejo mundo se muere. El nuevo tarda en aparecer. Y en este claroscuro surgen los monstruos". 


Así lo dejó escrito el sardo Antonio Gramsci que, aunque fue uno de los fundadores del Partido Comunista Italiano, probablemente no hubiera sido recordado más que por unos cuantos politólogos y militantes de izquierda de no haber sido por sus numerosos documentos sobre política, sociología, antropología y lingüística. 

Y sus contundentes frases: "El Estado es apenas una trinchera avanzada tras la que se asienta la robusta cadena de fortalezas y fortines de la sociedad civil".

Este jueves se cumplen 80 años de la muerte de este intelectual cuyo legado sigue estando presente a día de hoy. 

La precaria situación económica de su familia y su mala salud pusieron las cosas muy dificiles a Antonio Gramsci, pero su enorme capacidad intelectual y sus convicciones -"La indiferencia es el peso muerto de la Historia" dijo- le llevaron a la vanguardia del movimiento obrero de su época.

En abril de 1924 fue elegido diputado y dos años más tarde, a pesar de la inmunidad parlamentaria, fue arrestado por el Gobierno de Mussolini y condenado a 20 años de prisión después de que el fiscal dijese que "por veinte años debemos impedir a este cerebro funcionar". 

Privado de libertad escribió sus famosos Cuadernos de cárcel, una obra que revolucionó el modo de pensar y comunicar la política y las relaciones de poder.

http://www.publico.es/politica/80-anos-muerte-gramsci-indiferencia.html