26 de abril de 2017

Ucrania cumple su amenaza, cortar todo el suministro de electricidad de la parte de Lugansk

La semana pasada, la empresa encargada del suministro anunció su intención de cortar todo el suministro de electricidad de la parte de Lugansk controlada por Ucrania a la RPL, amenaza que cumplió la noche del 24 al 25 de abril.

 Las autoridades de Lugansk han informado del trabajo para restablecer el suministro, mientras que el representante de Rusia en el Grupo de Contacto de Minsk, Boris Gryzlov, ha afirmado que Rusia suministrará electricidad a Lugansk a modo de ayuda humanitaria.


Meses atrás, el mismo representante anunciaba la preparación de la infraestructura para que Ucrania dispusiera de la posibilidad de interrumpir ese servicio sin sufrir apagones en la parte controlada por el Gobierno. 

Tras la implantación del bloqueo económico y comercial de la RPD y la RPL, que se suma al bloqueo bancario y de transporte en vigor desde 2014, estos actos constituyen un nuevo paso hacia la mayor separación entre los territorios de Ucrania y los de las Repúblicas Populares.

La interrupción de suministros básicos para la vida diaria de la población supone, además de una infracción más de las condiciones pactadas según el acuerdo de Minsk, un castigo colectivo para la población civil. 

Ucrania se escuda a la hora de justificar esta decisión en el impago de las deudas contraídas por la RPL por el suministro, idea que probablemente sonaría más convincente si Ucrania no hubiera bloqueado el sistema bancario, dificultando sumamente las relaciones económicas entre los territorios y si su deuda con los pensionistas de Donbass no creciera cada mes a causa de la negativa de Kiev a restablecer el pago de pensiones.

El viceministro para los “Territorios Ocupados” y exgobernador de la parte de Lugansk bajo control ucraniano, Georgy Tuka, en el pasado crítico con el bloqueo de Donbass, ha afirmado que no se dan las circunstancias para la reanudación del suministro eléctrico. 

Mientras tanto, el gobernador de la parte de Donetsk controlada por el Ejército Ucraniano ha lamentado que Ucrania no tenga posibilidad de cortar el suministro de agua a Donetsk -alegando también impagos- ya que eso dejaría sin suministro de agua corriente a Mariupol, bajo control ucraniano. Sin embargo, no se descarta la posibilidad de que Ucrania busque también interrumpir el suministro de electricidad a la RPD.

***
Un paso más en la separación de Ucrania y Donbass

Artículo Original: Colonel Cassad

Brevemente, sobre la intención de Ucrania de interrumpir el suministro eléctrico a la RPL.

En general, este paso supondrá una mayor ruptura de las relaciones económicas entre Ucrania y los territorios de las antiguas regiones de Donetsk y Lugansk. Debido al creciente aislamiento económico y la reducción de las relaciones comerciales, la ruptura de los lazos de infraestructura parece inevitable, tal y como ya se vio en el ejemplo de Crimea, cuando la ruptura con Ucrania vino acompañada de la interrupción de las conexiones de infraestructura. 

Teniendo en cuenta que la Federación Rusa ya instaló una vía a la RPL a través de Krasnodon [localidad fronteriza con Rusia] en 2014, no se deberían producir problemas insuperables para las Repúblicas, donde la situación es algo más simple que en Crimea, donde es necesario solucionar retos importantes en términos de tecnología e infraestructuras.

Evidentemente, como ya ocurrió en Crimea, esto puede llevar a apagones temporales o interrupciones de la electricidad esporádicas en las empresas, aunque es improbable que esta incertidumbre se alargue durante varios meses como ocurriera en la península.

 Al igual que tuvieron que hacerlo los residentes en Crimea, la población de la RPD y la RPL tendrá que esperar.

Entre las consecuencias de esta desconexión hay que apuntar también al aumento de costes que esto supondrá para la Federación Rusa, que se verá obligada a garantizar que se produzca una transición de las Repúblicas a un suministro “autónomo”, algo que se conseguirá. La cuestión es el tiempo y la velocidad a la que se conseguirá crear la infraestructura que sustituya a la anterior. En pocas palabras, se trata de una dificultad inevitable que las Repúblicas tienen la obligación de superar.

Por supuesto, se puede actuar con el espíritu de Zajarchenko, que afirmó que la RPD no está en contra de una confederación con Ucrania tras el cambio del actual régimen de Kiev, pero, como ya se sabe, ni Kiev ni sus patrocinadores están interesados en negociaciones directas con Donetsk. Así que, teniendo en cuenta el bloqueo político y militar, es difícil esperar que las cosas se desarrollen por un camino diferente en cuanto a la economía. 

Tanto la economía como la infraestructura de las Repúblicas seguirá reorientándose hacia Rusia y toda acción de bloqueo por parte de Ucrania solo servirá para acelerar el movimiento en esa dirección, como ya ocurriera con el suministro energético de Crimea o el paso de emergencia de la RPD y la RPL al uso del rublo [ante la desaparición de la grivna ucraniana a causa del bloqueo bancario impuesto por decreto presidencial a finales de 2014]. La RPL ya ha afirmado estar preparada para el paso completo al sistema ruso (es decir, para conectar la RPL únicamente al sistema eléctrico ruso).

Y sobre el tema de la reorientación de la economía, las empresas de la RPD/RPL han firmado un contrato para el suministro de productos (tanto alimenticios como no alimenticios) de las Repúblicas Populares a Crimea. 

Por su parte, Crimea suministrará a la RPD/RPL productos químicos de uso doméstico y alimentos para bebés. 

También hay que apuntar que, según declaraciones, Rusia no está interesada en la compra de carbón de Donbass para sus propias necesidades, sino que el carbón de las Repúblicas se reenvía a “terceros países”.

 Diría que ese “tercer país” sigue recibiendo carbón de Donbass bajo diferente bandera.

https://slavyangrad.es/2017/04/26/ucrania-cumple-su-amenaza/

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio